Noticias

12/05/2020 - 10:43 General

El 12 de Mayo es el Día Internacional de la Enfermería. Además coincide que la Organización Mundial de la Salud (OMS), declaró el 22020, como el Año de la Enfermería y las Matronas. Dado el comienzo de año tan extremo que estamos teniendo por la declaración de pandemia mundial y la trascendencia que este colectivo siempre ha tenido y maxime, en estos momentos tan significativos, parece más que justifcado el claro homenaje que los cuerpos de enfermería se merecen.

La OMS declaró el 2020 como el Año Internacional de la Enfermería. El Consejo Ejecutivo de OMS aprobó la propuesta de declarar el presente 2020 como el Año de la Enfermería, fecha en la que se cumple el bicentenario del nacimiento de Florence Nightingale. Esta pues más que justificado, en palabras de los grandes expertos en la materia, el "papel vital que, en las últimas décadas, han desempeñado y desempeñan las enfermeras y las matronas en todos los logros y desafíos conseguidos para mejorar la salud para todos habitantes del mundo". y que coincidiendo con el bicentenario del nacimiento de la figura de referencia de la enfermería, se trata de una "oportunidad única y especial" para reconocer a las enfermeras y a las matronas su contribución a la salud de toda la humanidad.

En  los Centros de San Juan de Dios este aspecto cobra una importancia significativa pues la figura de nuestro Fundador: San Juan de Dios, es reconocido, desde hace más de 5 siglos, como el "Juan de los Enfermos" y como un "Enfermero Moderno" en su época, por ser el gran precuror de la defensa de los derechos de lo más necesitados. Desarrolló métodos de atención ultrapioneros, insistimos, para su época, una Granada del siglo XVI. Estableciendo una atención integral en la persona atendida y todo ello, velando con un máximo respeto por la dignidad y los derechos del atendido. No es casual, pues, que San Juan de Dios sea, además del Patrón de Bomberos, el PATRON DE LA  ENFERMERIA y lo celebramos los 08 de Marzo.

En todos los Centros de San Juan de Dios de Málaga, este día, los 8 de Marzo, nos reunimos todos, siendo siempre un grupo muy amplio de personas, a celebrarlo, invitando a compañeros bomberos y responsables destacados de la enfermería malagueña. Dada las cirunstancias actuales, el pasado 08 de Marzo, la Dirección de los Centro SJD de Málaga suspendio todas las celebraciones y las reuniones en este sentido para evitar la propagación del COVID-19. En ese momento todos, con actitud responsable, asumimos la desisión y se postpusieron todo tipo de celebraciones.

Dado el Año Internacional de la Enfermería, el Director de este colectivo de profesionales en los Centros San Juan de Dios de Málaga, D. Joaquín Meléndez Campos, tenía prevista la lectura de una carta homenaje y agradecimiento a su (¡¡nuestro!!) colectivo.

No nos resistimos a poder compatirla con todos vosotros.... y pasado ya estas semanas tan críticas, sus palabras cobran incluso mayor fuerza y sentido. 

"Somos Expertos en Humanidad"

En la actualidad los profesionales de enfermería constituimos el recurso humano y profesional de la salud más numeroso, con competencias profesionales diversas, en hospitales, centros de salud, escuelas, centros de trabajo, etc…Somos profesionales que se nos exigen gran flexibilidad, con gran contenido multidisciplinario y polivalencia, la enfermera educa, dirige, asesora, investiga, pero sobre todo cuidamos de la salud y el bienestar de los seres humanos.

Nuestra práctica se centra en el cuidado integral del ser humano (individuo, familia, grupo, comunidad) en continua interacción con el entorno. Los cuidados enfermeros comprenden aspectos afectivos, relativos a la actitud y compromiso, así como elementos técnicos, los cuales no pueden ir separados. A veces nuestro cuidado se hace invisible: cuidar, preocuparse por alguien, creer en alguien, reforzar sus capacidades, permitir recobrar la esperanza, acompañarle en su experiencia de salud, enfermedad estando presentes, conocer a la persona, su entorno y apoyarla hacia su mejorar salud, la enfermera necesita algo que es limitado: “tiempo”.

Un tiempo muy corto significa un cuidado incompleto, ya que se cubriría sólo las actividades rutinarias, pero entonces se sacrifica una parte esencial en el cuidado, el que exige reflexión, apoyo, confort y educación. Para una gestión exitosa de los cuidados para el sistema de salud y la sociedad en general, tenemos que tener en cuenta que la gestión del cuidado no sólo es responsabilidad de los servicios de enfermería, es necesario resaltar la necesidad de transformar la administración tradicional de recursos que dan las teorías de la administración, que se ha venido realizando hasta ahora por una actividad estratégica orientada en éste sentido.

Una enfermera satisfecha y estimulada por su trabajo será capaz de comprometerse en mejorar la calidad de los procesos de cuidados dirigidos a favorecer el confort, la comunicación, la curación y a promover la salud de las personas a las que cuida. Ha de existir un clima de trabajo favorable y participativo, haciendo partícipe al personal de las decisiones, pedir la opinión al grupo, ser receptiva a las demandas del personal y reconocer el trabajo, compartiendo información, favoreciendo la creatividad, promoviendo el espíritu del trabajo en equipo, fomentando la autonomía y la capacidad de todos los miembros del grupo de cuidados. La motivación del personal responsable del cuidado es esencial a fin de lograr un entorno propicio para el cuidado. 

Me gustaría aprovechar estas líneas, para rescatar un breve texto que escribió a los enfermeros el Papa Francisco el año 2018 en un artículo titulado “la ternura es la llave y la medicina preciosa para los enfermos”. Al cuidar a mujeres y hombres, niños y ancianos, en todas las etapas de su vida, desde el nacimiento hasta la muerte, participáis en una escucha continua, encaminada a comprender cuales son las necesidades de ese enfermo, en la etapa que está atravesando. De hecho, frente a la singularidad de cada situación, nunca es suficiente seguir una fórmula, sino que requiere un continuo -¡y fatigoso!- esfuerzo en el discernimiento y atención individual. Todo esto hace de vuestra profesión una misión verdadera y propia, y de vosotros “expertos en humanidad”, llamados a realizar una tarea irremplazable de humanización en una sociedad distraída, que demasiado a menudo deja en sus márgenes a las personas más débiles, y se interesa solamente de los que “valen” o cumplen con los criterios de eficiencia o de ganancia.

A todos los profesionales de los cuerpos de enfermería San Juan de Dios de Málaga, mis más sincero agradecimiento y enhorabuena

 

¡¡  nos sumamos a su especial y emotivo homenaje!!

Enlace a la Campaña Provincial "felicitación equipos de enfermería"

pincha aqui