Noticias

12/02/2019 - 13:23 General

Trabajamos con nuestros "Murales de Vida" en el área de Psicogeriatría desde 2007. Recientemente se ha seleccionado como Proyecto para los Premios al Voluntariado Universitario de la Fundación Mutua Madrileña.  

Por ese motivo, y sobre todo, para seguir dando a conocer una de nuestras actividades terapéuticas más especiales, nos han visitado de Canal Málaga para entrevistar, en directo, para el programa "Málaga, aquí y ahora", a la Psicóloga del Área en cuestión:  Dolores Podadera y a la Voluntaria, Lorena Sánchez, responsable de la presentación del Proyecto a dichos premios.

Recordamos que se trata de una actividad muy importante para nosotros. Las habitaciones del Área de Psicogeriatría del Centro Asistencial San Juan de Dios de Málaga se encuentran ilustradas con unos amplios murales de fotografías y textos –fotobiografía- donde se relata y se realzan no sólo los lazos familiares, sino aquellos acontecimientos más relevantes que han marcado la vida de cada residente. Se trata de un recurso terapéutico que se utiliza en el centro con la intención de restituir la identidad de cada persona.

Esta forma de intervención, según explica la psicóloga del área María Dolores Podadera, tiene varios objetivos tanto para los residentes como para los cuidadores directos. La personalización de habitaciones es un buen instrumento de reminiscencia, también incide sobre la autoestima de cada enfermo, ofrece mayor confort al permitirle estar rodeado de “sus cosas” y facilita la expresión y el contacto afectivo. También esta alternativa terapéutica tiene el objetivo de restituir la identidad de cada paciente como persona, facilitarle el recuerdo de su protagonismo en la vida, lo cual les es gratificante y mejora su estado de alerta ante el entorno y las personas que le rodean; además de ayudar a que sus habitaciones se conviertan en un espacio más individual, cálido y lleno de significado.

En cuanto a los profesionales, los murales de vida les permiten aproximarse al usuario desde una perspectiva más humana, al conocer más ampliamente a la persona que es, que ha sido y que seguirá siendo, a pesar del grado de dependencia o enfermedad actual. También el mural puede ayudar a los cuidadores mientras los asisten a conversar sobre los temas significativos para cada residente, además, este conocimiento tan pormenorizado de cada uno ayuda a entender sus reacciones actuales y genera una mayor empatía con los enfermos que son objeto de sus cuidados, porque les facilita ponerse en su lugar sin olvidarse de que antes que la enfermedad está la persona.

Si quieres más información acerca de dicha actividad,

pincha aqui, Articulo Diario Sur: "Una vida en la pared: fotografías como herramienta terapéutica"

o  aqui también, Video: "Murales de Vida"

y en el enlace al Programa de Canal Málaga "Málaga, aquí y ahora"

¡¡ muchas gracias a todo nuestro equipo que hace posible trabajos tan interesantes como este !!